lupa

BUSCADOR DE ALOJAMIENTOS

TE RECOMENDAMOS

Torre del Infantado, arquitectura defensiva
(Potes - Cantabria)

Cultura

En la villa medieval de Potes, en la comarca de Liébana, el edificio más simbólico y representativo es la Torre del Infantado. Centro de atención histórica y monumental, destaca su imponente presencia enmarcada por un bellísimo entorno natural, con los Picos de Europa al fondo. Un privilegiado rincón para la práctica del turismo rural.

Edificio cívico-militar, de planta cuadrada, con cuatro pisos y pocos vanos, está construido en mampostería con sillares en los esquinales y rematado por cuatro torres angulares culminadas por almenas en las esquinas, a modo de garitas. Construida en época medieval y erigida sobre una anterior, sus sólidos muros fueron testigos silenciosos de las luchas por el poder de las familias nobiliarias de la villa, Manrique y Mendoza, que se la disputaron en herencia, pasando a manos finalmente de Diego Hurtado de Mendoza, duque del Infantado. Un incendio la destruyó en 1444 y tuvo que ser reconstruida en el siglo XIV, convirtiéndose en reducto inexpugnable en épocas de guerra. En su interior, destaca una larga escalinata que conduce a la torre.

La Torre del Infantado es la más importante del conjunto de cinco torres medievales que hubo en Potes. Preside el casco histórico de la villa y, en la reconstrucción de Potes en los años cuarenta, se decidió su rehabilitación. Los vanos fueron remodelados para lograr una fachada más simétrica y el entorno modificado, dotándole de un aspecto más monumental. Desde entonces cumple las funciones de Ayuntamiento de la villa.

Alta Facebook Google Twitter Candado